La dip. Perla Edith habla del asesinato del periodista Gabriel Soriano | Congreso - Hey Bocón

Al Momento

Home Top Ad

ANUNCIATE CON NOSOTROS

Post Top Ad

Responsive Ads Here

jueves, 25 de octubre de 2018

La dip. Perla Edith habla del asesinato del periodista Gabriel Soriano | Congreso

Si la libertad de expresión se valora como la primera de las libertades es porque resulta garantía para que otros derechos y otras libertades puedan sobrevivir.
 Estar bien informado constituye el elemento básico para el ejercicio razonable y razonado de la libertad, dice un documento de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. 
No obstante, es un hecho que a pesar del importante papel que se atribuye a los periodistas y los medios en la formación de la opinión pública, con frecuencia la autoridad o grupos sociales los convierten en el enemigo. Si el periodista debe ocultar para salir ileso, para salir vivo, solo unos cuantos terminan siendo capaces de actuar con conciencia.

Para la Corte Europea de Derechos Humanos, la libertad de expresión es el fundamento esencial de una sociedad democrática; precisa que es el resultado del pluralismo, la tolerancia y el espíritu de apertura de los Estados, principios que revisten una importancia particular para la prensa. Por su parte, la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha señalado que la libertad de expresión es una piedra angular en la existencia misma de una sociedad democrática y es indispensable para la formación de la opinión pública.
 
En México, la Suprema Corte de Justicia de la Nación se ha manifestado sobre la importancia que tiene la libertad de prensa para la democracia, indicando que "es una piedra angular en el despliegue de la vertiente social o colectiva de las libertades de expresión e información. Los medios de comunicación social se cuentan entre los forjadores básicos de la opinión pública en las democracias actuales y es indispensable que tengan aseguradas las condiciones para incorporar y difundir las más diversas informaciones y opiniones. Ello hace necesario, específicamente, garantizar a los periodistas el goce de condiciones adecuadas para desempeñar su trabajo" . 

De acuerdo con lo señalado por el máximo tribunal, es fundamental que los periodistas que laboran en los medios de comunicación gocen de la protección y de la independencia necesarias para realizar sus funciones a cabalidad, como requisito indispensable para que se desempeñe una plena libertad y el debate público se fortalezca. 

Gozar de plena libertad para expresar, difundir y publicar ideas es imprescindible para ejercer plenamente otros derechos fundamentales como el de asociarse y reunirse con cualquier objeto lícito, el derecho de petición o el derecho a votar y ser votado. 

Si bien la libertad de expresión es un derecho de todas las personas, su ejercicio está estrechamente relacionado con los medios de comunicación. Lo que hace la prensa es constituirse en un canal de comunicación para que distintos sectores sociales expresen públicamente sus aspiraciones, temores y esperanzas. No se puede ignorar que, en el mundo de hoy, es precisamente a través de los medios de comunicación como recibimos la mayor parte de la información.

Sin embargo, la realidad del ejercicio periodístico se ha convertido en una actividad profesional de mucho riesgo, a talgrado de perder la vida, como el día de ayer, donde el compañero Gabriel Soriano Kuri, quien era locutor de Radio y Televisión de Guerrero. Esto no es un hecho nuevo, ni único en nuestro Estado, de conformidad con notas periodísticas, tras un seguimiento realizado durante los años 2013-2014, fue posible documentar y confirmar un total de 491 ataques al trabajo periodístico en 28 distintas entidades del país (269 en 2013 y 222 en 2014). Al desagregar la información, esto se traduce en agresiones contra 427 periodistas, 11 colaboradores y trabajadores de áreas no editoriales, y 53 instalaciones de medios de comunicación.

La lista de violaciones al derecho de informar está encabezada por Veracruz, con 78 casos, seguido del Distrito Federal, con 68; Oaxaca, con 56; Guerrero, 45, y Chiapas, con 25 casos. Solo en estas cinco entidades sucedió prácticamente uno de cada dos episodios de violencia contra representantes de la prensa.

El 76.7% de las víctimas de amenazas y ataques fueron reporteros, fotógrafos y camarógrafos, quienes por la naturaleza de su trabajo están expuestos a abusos mientras cumplen con su labor. 

Artículo 19, ha documentado 119 asesinatos hasta el 22 de septiembre de este año, 110 eran hombres y 9 mujeres. Y en Guerrero, fueron 11, al cual lamentablemente tenemos que agregar el sucedido el dia de ayer y que nos trae a ocupar esta Tribuna.

Es importante exigir que las Autoridades en coordinación con los distintos medios de comunicación, con periodistas independientes, formulen protocolos de actuación que garanticen el ejercicio pleno periodístico, pero sobre todo que se garanticen sus derechos humanos y de su integridad personal. Así como establecer mayores mecanismos que permitan identificar y sancionar a quienes atentan contra la libertad de expresión por cualquier medio de presión. No podemos permitir que en el ejercicio de cualquier profesión, se tenga miedo a perder la vida o sufrir un atentado. Esta es una obligación que el Estado no puede eludirse.

Tampoco debemos olvidar la obligación del Estado que deriva de la Ley Número 450 de Víctimas del Estado de Guerrero, de proporcionar protección y acompañamiento en la reparación del daño y menoscabo que han sufrido las víctimas indirectas, en el caso de Gabriel Soriano, la de sus familiares directos.

El Grupo Parlamentario del PRD expresa su solidaridad con todo el gremio periodístico y exije justicia en los lamentables casos de agresión y asesinato.

Post Bottom Ad

Responsive Ads Here

Pages